El reto es reducir los cultivos ilícitos, minimizar el desvío de insumos químicos, incrementar el decomiso de drogas, mejorar la detección de lavado de activos, y fortalecer las capacidades humanas y logísticas de las instituciones pertinentes. Para ello, DEVIDA se vincula con instituciones del gobierno nacional que tienen facultades para ejecutar acciones de control, fiscalización, coacción y sanción referidas al tráfico ilícito de drogas.

Objetivo Intermedio 2

Reducir la oferta de drogas ilícitas

Objetivos Específicos

Disminuir los cultivos de coca con fines ilícitos y eliminar las plantaciones de amapola y marihuana.

Líneas de acción

  1. Reducir los cultivos de coca ilícitos a nivel nacional, evitando su expansión a nuevas áreas.
  2. Eliminar los cultivos de marihuana y amapola.
  3. Establecer un mecanismo que permita contar con información consistente permanentemente actualizada y oportuna para el monitoreo de la superficie y la producción de cultivos de coca con fines ilícitos.
  4. Modernizar la institución nacional (ENACO) encargada del control de la producción y el comercio legal de hoja de coca que atienda la demanda legal, en concordancia con los convenios internacionales.
  5. Priorizar la complementariedad entre las acciones de erradicación y Posterradicación, para asegurar la inserción de los pequeños productores en el circuito de la economía licita y reducir el resurgimiento de las plantaciones ilícitas.
Incrementar la incautación de insumos químicos, drogas cocaínicas y otras drogas ilícitas.

Líneas de acción

  1. Priorizar la fiscalización de las transacciones referidas a compras y ventas de insumos químicos para identificar el punto de quiebre entre el mercado legal y el desvío hacia el ilícito. Desvío relevante tanto para enfrentar al narcotráfico como a la evasión tributaria.
  2. Promover la interoperatividad de las acciones de las instituciones nacionales responsables de la incautación de insumos químicos.
  3. Controlar el desvío al TID de las sustancias y productos farmacéuticos con propiedades psicoactivas o usados para la obtención de drogas de síntesis.
  4. Implementar un sistema de alerta temprana para la identificación y control de las nuevas sustancias psicoactivas y de los insumos utilizados en su fabricación.
  5. Mejorar las capacidades de las fuerzas del orden para incrementar el decomiso de drogas.
  6. Fortalecer la interdicción del tráfico ilícito de drogas, priorizando el control en las principales rutas aéreas, terrestres, acuáticas, puertos, aeropuertos y pasos de frontera, mediante el uso de tecnologías, grupos de trabajo multisectoriales y con el apoyo de las FF.AA., cuando sea necesario.
  7. Conformar comités y grupos de trabajo entre las entidades competentes para el control de la oferta de drogas.
  8. Combatir la microcomercialización de drogas ilícitas.
Fortalecer la capacidad del Estado para desarticular y judicializar las organizaciones delictivas vinculadas al TID y lavado de activos proveniente del TID.

Líneas de acción

  1. Enfatizar el trabajo de seguimiento, desarticulación y judicialización de las organizaciones dedicadas y relacionadas al TID, empleando los procedimientos especiales de investigación: remesa controlada y agente encubierto.
  2. Fortalecer la inteligencia antidrogas mejorando la coordinación, producción e intercambio de información entre las entidades competentes nacionales e internacionales.
  3. Fortalecer la articulación de los operadores judiciales de justicia para la investigación, denuncia, judicialización y penalización de las personas vinculadas al TID, lavado de activos y otros delitos asociados.
  4. Reforzar la institucionalidad del Estado para la administración de bienes incautados y decomisados.
  5. Fortalecer el sistema de lucha contra el lavado de activos y el financiamiento del terrorismo.
  6. Fortalecer la aplicación de la Ley de Pérdida de Dominio en los procesos vinculados al lavado de activos.
  7. Implementar estrategias comunicacionales orientadas a contrarrestar las acciones comunicacionales de las organizaciones delictivas que minan la presencia del Estado.
  8. Impulsar el uso de las tecnologías de información y comunicación para facilitar la toma de decisiones y el intercambio de información entre las instituciones nacionales involucradas en el control de drogas.
  9. Promover el intercambio entre países, de información vinculada al crimen organizado global.
Prevenir el involucramiento de las personas en la cadena delictiva del tráfico ilícito de drogas.

Líneas de acción

  1. Promover la cultura de la legalidad para prevenir la delincuencia, la violencia, la victimización y la corrupción en las poblaciones en riesgo.
  2. Diseñar e implementar programas de prevención de los delitos asociados a las drogas en el ámbito educativo, familiar, comunitario, entre otros, enfatizando las poblaciones en riesgo.
  3. Fortalecer el trabajo de prevención del delito asociado a las drogas, en coordinación con las instituciones del Estado y la sociedad civil, incluyendo la participación del sector privado.
  4. Implementar estrategias comunicacionales permanentes dirigidas a desalentar el involucramiento de la población en delitos asociados a las drogas, con énfasis en las poblaciones en riesgo.
  5. Promover la reeducación y readaptación social de los condenados por TID para enfrentar la reincidencia delictiva.

Cuadro resumen

Eje de Reducción de la Oferta de Drogas