Noticias
Atrás

Puno: Un total de 630 familias quechuas y aimaras fortalecen sus vínculos

martes 13 de noviembre de 2018

Puno: Un total de 630 familias quechuas y aimaras fortalecen sus vínculos

Padres e hijos recibieron siete sesiones del programa Familias Fuertes: Amor y Límites de DEVIDA

La Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (DEVIDA), en convenio con la Dirección Regional de Educación Puno y gobiernos locales, fortalecieron los vínculos entre padres e hijos de 630 familias quechuas y aimaras de las provincias de Puno, El Collao, San Román, Sandia y Chucuito.

Durante seis meses de aplicación -distribuidos en siete sesiones de tutoría del programa Familias Fuertes: Amor y Límites de DEVIDA- un total de 40 docentes facilitadores mejoraron los lazos afectivos entre padres e hijos, a través de dinámicas técnicas y estrategias. De esa manera, los especialistas generaron una comunicación asertiva y reglas claras con un modelo de crianza afectiva.

El programa está orientado a mejorar la salud y el desarrollo de los adolescentes entre los 10 y 14 años, con el objetivo de prevenir conductas de riesgo mediante la promoción de la comunicación entre padres e hijos.

Las dinámicas permitieron establecer las reglas de convivencia, comunicación entre padres e hijos, trazar metas y sueños, afrontar las conductas de riesgo, fortalecer el respeto y la práctica de las reglas. Asimismo, les enseñaron a hacer frente a la presión de grupo, protección para evitar las conductas de riesgo, detectar el valor de los buenos amigos y promover conexiones con la comunidad con el propósito de prevenir el consumo de drogas.

Las familias proceden de nueve instituciones educativas secundarias; José Carlos Mariátegui, Politécnico Huáscar, Independencia Huáscar, Comercial 45 Romero Padilla, Inca Garcilaso de la Vega, Cesar Vallejo, Jorge Basadre de Camicachi, Tawantisuyo y Técnico Comercial Desaguadero. Además, fueron incluidas familias beneficiarias de los municipios de Puno, San Román y Sandia

Gertrudez Santillan Ardiola (42), madre de familia de dos hijos, dio a conocer que el programa implementado en la Institución Educativa Secundaria José Carlos Mariátegui de Ilave generó cambios en su vida. "Cada uno de los talleres me ayudó a organizarme, trazar mis metas y generar espacios de comunicación para vivir en confianza y tranquilidad. A diferencia de hace años, ahora somos una familia sin violencia", acotó.

Jerson Condori Santillan (12), hijo de Gertrudez Santillán, dijo que su vida dio un vuelco para mejor, porque, aparte de generar espacios de confianza con sus padres, la hizo más responsable. Producto de ello, ahora se dedica más al estudio para ser un profesional en medicina.

Cada una de las familias, al culminar los talleres, recibieron certificados y materiales de prevención relacionada con el consumo de bebidas alcohólicas y otras drogas. También asumieron el compromiso de compartir y replicar con su entorno lo aprendido en el programa.

DATO:

Durante el 2018, la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (DEVIDA) ha destinado 794 mil soles para ejecutar las actividades de prevención y tratamiento del consumo de drogas en el ámbito escolar, familiar y comunitario, en convenio con la Dirección Regional de Educación Puno y las municipalidades de Puno, Sandia y San Román.

FOTOS